(CNN) — A medida que las ciudades siguen creciendo a un ritmo vertiginoso, los viajeros constantemente deben luchar con la congestión que es cada vez mayor en las calles y con la falta de estacionamientos tan solo para llegar al trabajo.

Pero ahora, un equipo de ingenieros alemanes ha creado una solución ingeniosa: un vehículo eléctrico "flexible" que es capaz de encogerse, conducir de lado (como un cangrejo) y dar la vuelta fácilmente.

El EO Smart Connecting Car 2 es un diseño innovador de DFKI Robotics Innovation Center, con sede en Bremen, Alemania, donde un equipo de desarrolladores y diseñadores de software, al igual que ingenieros electrónicos y de construcción, han estado refinando el proyecto del micro auto inteligente durante los últimos tres años.

Inicialmente fue anunciado en 2012, y ahora el equipo está trabajando en su segunda iteración del vehículo. Se conduce como un auto tradicional, pero debido a que cada rueda funciona con su propio motor, también tiene la capacidad de conducirse de lado, lo que le permite pasar por espacios ajustados en áreas urbanas donde el estacionamiento es limitado, explica Timo Birnschein, gerente del proyecto del vehículo.

Él añade lo siguiente: "Todo el proceso —la transición entre conducir normal y conducir de lado— toma alrededor de cuatro segundos".

Se encoge y avanza

El prototipo tiene una velocidad máxima de 65 km/h (o 40 mph) y puede recorrer de 50 a 70 kilómetros (30 a 44 millas) durante cuatro horas, tras haber cargado la batería por completo. Sin embargo, es la capacidad que el vehículo de dos asientos tiene de encogerse hasta más o menos 1,5 metros de longitud lo que tiene al equipo emocionado por las formas en las que sería utilizado en ciudades futuras, dice Birnschien.

"Puede reducir su propio tamaño aproximadamente 80 cm, lo que hace que sea tan pequeño como una bicicleta en cuanto a su longitud. Y con este tipo de característica, puedes ocupar diminutos espacios de estacionamiento", dice. "Aún tienes la capacidad de dar la vuelta ahí mismo, aún tienes la capacidad de conducirlo de lado y aún puedes conectarte a estaciones de carga, por ejemplo".

Auto inteligente EO2.

El auto luce como parte "Transformer" y parte DeLorean de "Volver al futuro", y reduce su tamaño plegándose parcialmente. El auto desplaza el eje trasero hacia la parte delantera y se desliza sobre un conjunto de rieles que levanta hacia arriba el interior, sin que deje de ser cómodo para el pasajero.

También te puede interesar este artículo: Electricidad gracias a ¿millones de perros?

Promocionado como un "micro auto para una mega ciudad", el equipo está trabajando duro para hacer que su auto sea apto para circular e imaginarlo como un recurso público comunal, similar al concepto de los esquemas existentes para compartir el auto. La idea es que cuando necesites un auto, puedas dirigirte a la estación de acoplamiento más cercana y selecciones el vehículo que cuente con la suficiente carga para conducir la distancia que necesitas recorrer. Entonces se desplegará y te encontrarás en camino hacia donde necesites ir.

"En cuanto al ingenio de sus características, este auto es muy parecido al primer prototipo", dice Birnschein. "La segunda versión es mucho más confiable y casi legal para usarlo en carretera. En realidad, todavía no es así, pero casi estamos en ese punto y con ese propósito estamos intentando llevar este auto hasta la carretera... pero, para ser sinceros, es un fastidio porque tenemos tantas nuevas tecnologías en el auto que las personas que nos aconsejan en el área técnica se muestran escépticas".

Añade que el equipo ha invitado a varios fabricantes para que prueben el vehículo y han tenido una respuesta positiva, pero el entusiasmo termina allí.

"El problema de la mayoría de los fabricantes de automóviles es que no están realmente interesados ​​si no lo inventan ellos mismos. Ellos pueden comprarle piezas de tecnología como el control de estabilidad y otras cosas a Bosch o Siemens o lo que sea, pero no sistemas completos".

Pero su equipo permanece sin inmutarse mientras continúa trabajando en funciones autónomas como el piloto automático y la capacidad para estacionarse por sí solo. Mientras tanto, Birnschein compara la situación al aumento de los teléfonos inteligentes en la última década... desde la inexistencia hasta la sobresaturación.

"Será lo mismo con la potencia y la autonomía de las computadoras", dice. "En los próximos 10 años ,lo más probable es que veamos autos autónomos de los grandes fabricantes de automóviles... la clase de los Mercedes S tendrá funciones autónomas dentro de tres o cuatro años. Algunos de los otros fabricantes como GM anunciaron que para el año 2020 tendrán autos semiautónomos. Y muchos otros fabricantes de automóviles ya están trabajando en este tipo de tecnología.

"Ellos todo el tiempo están pensando en manejar vehículos autónomos en la autopista. Creo que vendrá... estará allí para la próxima década".

A: P