Guan Hsuing de 31 años se tragó una espátula de cocina de 30 cm (12 pulgadas), por lo que tuvo que ser operada de emergencia en el hospital Kanghua en Guangdong (China) dónde los médicos retiraron la espátula.

Mientras la joven madre preparaba una comida picante, tuvo una fuerte reacción alérgica en su tráquea, por lo que primero trató de liberar las vías respiratorias con los dedos, después con un palo y una espátula. Fue entonces cuando la espátula quedó atorada en su garganta.

Afortunadamente para Guan Hsuing, su hija de 4 años, dio la alarma y una ambulancia rápidamente se hizo cargo de la madre. Los médicos se vieron obligados a cortar 20 centímetros (8 pulgadas) de su esófago que había sido dañado sin posibilidad de reparación. Luego tuvieron que estirar su revestimiento del estómago con el fin de hacer una nueva conexión entre el esófago y el estómago.

Ella se está recuperando y será dada de alta del hospital en dos semanas.

También te puede interesar este artículo: Cómo robar mil millones de dólares en tres días

 

A: N