Ha sido el protagonista de numerosos fakes a lo largo y ancho de la red. La mítica tabla de monopatín voladora que utiliza Marty McFly en la película 'Regreso al futuro' es, gracias a un ingeniero estadounidense y a su esposa, una realidad.

Marty McFly escapaba de los matones en la película 'Regreso al futuro II' montado sobre un improvisado monopatín volador. Improvisado porque, en realidad, arrancaba el manillar al patinete de una niña, convirtiéndolo en una tabla de 'skate' volante.

Aunque en 1989 pasó desapercibido, con los años, el 'hoverboard' que utilizaba McFly se ha convertido en un objeto de culto para los fans de la trilogía y geeks en general. Muchos han tratado de imitarlo, pero solo uno se ha aproximado a la realidad.
El invento de la compañía californiana Arx Pax parece que va en serio. "La magia detrás de la aerotabla radica en sus cuatro motores de sustentación en forma de disco. Estos crean un campo magnético especial que la empuja literalmente contra sí misma, generando la fuerza de ascensión que la hace levitar sobre la tierra", aseguran. Suena bien, ¿verdad?

'E pur si muove'... sobre cobre

La empresa creada por Greg y Jill Henderson ha patentado su tecnología de campos magnéticos. Greg Henderson es un ingeniero estadounidense con un máster en arquitectura, que después de servir al ejército decidió que lo suyo eran los aerodeslizadores. Jill Henderson es su esposa. Antes de crear junto a Greg Arx Pax, trabajaba para la compañía de la manzana mordida.

Algunos medios estadounidenses ya han podido sentirse Marty McFly por un rato y lo han probado. El patinete vuela. Se levanta unos tres centímetros del suelo, pero tiene limitaciones. La tabla necesita de un conductor eléctrico para funcionar, esto es, que necesita de algún metal sobre el que desplazarse. El vídeo que ha elaborado la compañía muestra al aerodeslizador moviéndose sobre un suelo de cobre.

La Hendo Hover (es el nombre que ha recibido la aerotabla) aún no se comercializa. De hecho, la empresa de los Henderson no posee financiación exterior. Es por eso que desde la página web del proyecto demandan la ayuda de la gente para sacarlo adelante.

También te puede interesar este artículo: Google lanza un curso gratuito con técnicas y trucos de búsqueda

La empresa ha puesto en marcha una iniciativa de crowdfunding en Kickstarter. El tope está en los 250.000 dólares (algo más de 195.000 euros). El máximo aporte por persona son 10.000 dólares (7.860 euros), lo que le daría derecho a recibir una de las primeras Hendo Hover que se construyan, y que recibiría en octubre del año que viene. Quedan 54 días. De ti depende que Marty McFly pase de ser un mito a ser real.

Imitadores nunca faltan

No han faltado románticos tratando de reproducir el popular objeto a lo largo y ancho de internet, como la marca HUVr y su vídeo 'BELIEF'. En realidad, los actores usan arneses de sujección.

El artista francés Nils Guadagnin también intentó llamar la atención del público en mayo del 2010. A través de un vídeo en YouTube, presentó un aerodeslizador que se elevaba sobre una superficie, curiosamente igual al de la película de 'Regreso al futuro'.

A: P