Un barrio popular del norte de Londres puede cobrar a los sin techo que duerman o mendiguen en la calle una multa de 100 libras esterlinas (unos 137 euros), y aumentarla a 1.000 libras si no la han pagado.

La controvertida ordenanza municipal que impuso estas multas está vigente desde fines de mayo en el barrio de Hackney, cuyos policías o funcionarios municipales pueden pedir a alguien que deje de "mendigar, beber alcohol, comportarse de modo asocial, usar inadecuadamente los baños públicos, dormir en la calle, orinar o defecar en un espacio público o tener un perro sin correa que causa molestias".

Unas 2.700 personas habían firmado hasta este miércoles una petición contra esta ordenanza. "No habría que castigar a la gente por el 'delito' de no tener un techo encima de sus cabezas", escriben los autores de la petición.

También te puede interesar este artículo: 2 carreras, vuela aviones, trabaja en NASA... ¿Su edad? 17

"La ordenanza (...) sólo se aplicará a aquellos que sigan durmiendo en la calle (...), se comporten antisocialmente de modo persistente y afecten la seguridad y el bienestar de nuestros residentes", explicó en el portal internet del distrito de Hackney la vicealcaldesa Sophie Linden.

A: P