Tránsito y transporte.

Tras la inauguración oficial, esta tarde comenzaron a funcionar los carriles exclusivos de las avenidas Cabildo y Maipú, en Vicente López. Circulan 20 líneas de colectivos y beneficia a unos 200 mil pasajeros.

Después de más de un año de obras, finalmente esta tarde comenzó a funcionar el nuevo Metrobus Norte. Así, unas 200.000 personas podrán ahorrar hasta un 20% de tiempo. Se trata del cuarto circuito exclusivo de la Ciudad y del primero que llega hasta el Conurbano, ya que une las avenidas Cabildo y Maipú, en Vicente López.

Los colectivos pudieron empezar a circular luego de la inauguración oficial que se realizó al mediodía, donde estuvieron el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, la vicejefa y candidata a gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, y el intendente de Vicente López, Jorge Marci. El primer viaje fue a bordo de un colectivo de la línea 152, una de los que puede utilizar el sistema a lo largo de todo su trazado.

El Metrobus va desde la calle Roosevelt hasta Malaver, en la esquina de la Quinta de Olivos, donde se realizó el acto oficial. En total son 4,9 kilómetros de extensión, 2,7 km. del lado porteño y el resto en suelo bonaerense.

“Esta obra significa seguir adelante con la decisión política de darle prioridad al transporte público, que ha sido uno de nuestros principales objetivos de gestión desde el primer día”, afirmó Macri.

Al recorrido lo utilizan 20 líneas de colectivos. De ellas, la 59, un ramal de la 60 y dos de la 152 recorrerán la traza en su totalidad, con lo cual podrán bajar de 23 a 17 minutos el tiempo promedio de viaje. Las otras líneas, que usarán el circuito por tramos, serán las 19, 21, 71, 130, 133, 161, 168, 184, 203, 314, 365, 41, 29, 57, 68, 151 y 194.

Las estaciones serán 39 y no estarán enfrentadas sino intercaladas en diversas cuadras según el sentido de circulación. Todas tienen techo, refugios, cartelería informativa y otras comodidades.

Leé también: "El nuevo Metrobus Norte, visto desde el aire con un drone"

Para los autos particulares no debería haber demasiadas diferencias. Si bien hasta antes de esta obra contaban con cuatro carriles por mano, entre los coches estacionados y los vehículos que ocupaban otro carril para la carga y descarga en la práctica muchas veces quedaba sólo con dos. Ahora tendrán dos por lado, pero sin obstáculos y con mejor semaforización, ya que los artefactos se reemplazaron por otros con tecnología LED, y se mejoró la señalización de la zona.

También te puede interesar este artículo: ¿Cuáles son los planes de Facebook para 2016?

La obra del Metrobus incluyó tareas complementarias. Por ejemplo, se instalaron 104 semáforos peatonales con conteo regresivo.

Otro de los cambios importantes es que la empresa SBASE, que maneja los subtes porteños, habilitó dos nuevas bocas de acceso a la estación Congreso de Tucumán de la línea D, que va desde la primera estación del Metrobus del lado porteño hasta la cabecera del subte, con lo cual la gente que combine ambos transportes no necesitará cruzar hacia las veredas para ingresar a la estación.

La otra modificación importante es el centro de trasbordo a la altura de la estación Aristóbulo del Valle del tren Belgrano Norte, que también está siendo renovada. En tercer lugar, se renovó el bajo autopista de la zona de Puente Saavedra, en Cabildo entre Vedia y Zufriategui, para convertirlo en un centro de transferencia. Renovaron las veredas y la iluminación, y construyeron cruces peatonales elevados y más seguros, además de dos estaciones enfrentadas en los carriles centrales de Cabildo, con lo cual quedaron cuatro carriles de circulación exclusiva para el transporte público, dos por mano, uno para circulación y otro para operar en las estaciones. En tanto, hay dos nuevas estaciones laterales para las líneas que salen del Metrobus a esa altura y continúan con recorridos locales: una estación la usarán los colectivos que van hacia el norte (líneas 68, 133, 151, ramales C de la 59, C de la 60, G de la 21 y B y C de la línea 168) y la otra para las que van al sur (19, 71, 130 y 151).

La inauguración del Metrobus no sólo es una ventaja para los pasajeros de colectivos sino que pone fin a meses de complicaciones para vecinos y comerciantes. Si bien la construcción del trazado comenzó en enero, desde antes la zona de Cabildo estaba muy afectada por las obras preliminares, con lo cual tanto la circulación vehicular como peatonal era caótica.

Según la Ciudad, este Metrobus costó $ 269.785.051. El Gobierno porteño también pagó la construcción del lado de Vicente López, a cambio de futuras obras hidráulicas que pagará ese municipio.

 

A:I