Romper paradigmas trae beneficios tangibles al negocio: equipos comprometidos y mejores procesos; las empresas creativas tienen 3.5 más posibilidades de rebasar sus metas de venta 10%.

CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) — Atreverse a romper paradigmas y vencer miedos lleva al emprendedor a encontrar soluciones innovadoras a problemas tradicionales, dicen expertos. Esto se consigue solo “pensando fuera de la caja” o de manera diferente a lo que cotidianamente se hace.

“Pensar fuera de la caja es no seguir estructuras aprendidas e impuestas, las cuales pueden ser barreras o limitantes de la creatividad”, dijo el director de la agencia creativa Bilby, Daniel Sánchez.

Pensar diferente se consigue cuando el emprendedor no ha perdido su capacidad de asombro o curiosidad ante las cosas, cuando observa más allá de lo que “sus ojos ven a primera vista” y sale de su zona de confort para resolver problemas del negocio, agregó la directora de la consultora creativa Merkatua, Brigitte Seumenicht.

Y los emprendedores deben poner esta práctica en marcha pues tienen un gran reto: “innovar en productos y servicios y dejar de lado la imitación y la copia”, dijo la experta.

El pensamiento creativo, innovador y diferente de un emprendedor o líder trae beneficios tangibles a su empresa: un equipo más comprometido, soluciones a problemas de comunicación, negociación, eficiencia en los procesos y mejora en productos que redundan en ventas para la empresa, explicó Daniel Sánchez.

Un emprendedor que piensa “fuera de la caja” toma decisiones arriesgadas, que le permiten ampliar su espectro y percepción y desapegarse o romper con sus hábitos, costumbres y experiencias del pasado.

Pensar y actuar rompiendo paradigmas implica riesgos y posibles fracasos, pero siempre se obtiene de ellos un aprendizaje, coinciden expertos.

“Sólo así atreviéndonos a equivocarnos se nos van a ocurrir ideas originales”, aseguró la experta de Merkatua.

Para detonar la semilla de la creatividad que dará origen a un pensamiento diferente, el emprendedor no está solo, lo rodea su equipo de trabajo, socios, clientes y proveedores con los cuales también tiene que compartir y contagiar su ideología.

“Trabajar en equipo permite tener más puntos de vista y por lo tanto encontrar soluciones novedosas más rápido. En las dinámicas grupales, cada integrante se siente y forma parte de la solución”, aseguró el experto de Bilby.

También te puede interesar este artículo: El hombre que se hizo millonario amasando su fortuna con la basura de otros

Innovar no es caro, se trata de voluntad. “Los emprendedores no lo hacen por desconocimiento, no por negación”, aseguró Sánchez.

Pensar fuera de la caja da frutos. Las empresas que favorecen la creatividad tienen 3.5 más posibilidades de rebasar sus metas de ventas más de 10%, según una encuesta que la firma de software Adobe publicó en 2014.
Pensar fuera de la caja no requiere de mucha inversión:

-Acondiciona tu oficina de tal manera que te sientas cómodo, por ejemplo con pizarrones en las paredes que te permitan escribir tus ideas. Trata de que sea un espacio ventilado e iluminado.

-Crea hubs o salas creativas donde tus empleados puedan intercambiar ideas, jugar o tomar un descanso. “El networking permite el intercambio de puntos de vista para llegar a soluciones”, dijo Daniel Sanchez.

-Realiza reuniones con tus clientes o proveedores en lugares alternos a una oficina: un boliche o un parque. Seguramente saldrán mejores ideas y contratos, señaló Seumenicht.

-Busca factores que te inspiren: la naturaleza, la calle, los ancianos, una biblioteca, los museos, las grandes ciudades, la nueva comida, etc.

-Busca diferentes usos para un mismo producto o une dos productos y crea uno nuevo.

-Lleva un registro de tus ideas en una libreta específica para que no las repitas y/o las mejores.

-Comienza por borrar estructuras mentales que limiten tu creatividad, recomendó Sánchez.

A: P