Usar Internet sin Internet puede no tener mucho sentido a primera vista, pero navegar sin conexión a Internet puede tener sentido en ciertos casos, y os enseñamos cómo podéis hacerlo con Google Chrome.

La gracia de Internet se encuentra en que estamos conectados a una red de redes, a poder hablar o consultar datos que pueden estar en todo el mundo. Desde datos que están a la vuelta de la esquina, como puede ser Madrid, hasta datos que están en el otro lado del mundo, como Japón o Australia. Por eso la idea de navegar sin conexión a Internet no parece muy atractiva, aunque puede ser bastante práctico en situaciones en las que perdemos la conectividad.

Google Chrome, aunque sea de una manera un tanto oculta, cuenta con modos para navegar sin conexión a Internet. Y hoy os enseñamos cómo podéis hacerlo, paso a paso y sin dolores de cabeza.

Vamos a la barra de direcciones y tecleamos “chrome://flags/#show-saved-copy” sin las comillas

Aparecerá una opción llamada “Enable Show Saved Copy Button” en la parte superior de la pantalla recién cargada.

Desplegamos la lista y seleccionamos “Enable: Primary”. Una vez hecho reiniciamos el navegador con el botón que aparecerá.

También te puede interesar este artículo: 20 habilidades que se están perdiendo por culpa de la tecnología

Y listo, no tenemos que hacer nada más. Para utilizarlo sólo tenéis que acceder a una página sin conexión en vuestro ordenador: en la clásica pantalla del dinosaurio veréis un nuevo botón que anuncia “Mostrar copia guardada”. Sólo tenemos que pulsarlo y listo, la página cargará la versión que tenga en caché el navegador.

La única pega del sistema es que, por supuesto, esto no funciona con todo Internet: sólo funciona con las páginas que ya hayamos visitado, y se verán como las vimos cuando entramos con conexión a Internet. Aun así viene muy bien para revisar páginas cuando no tenemos Internet y queremos revisar algo que ya hayamos visto antes

A: P