Las mascotas son una de las mejores compañías que pueden tener las personas, son grandes amigos que, sin decir una sola palabra, son capaces de ganarse nuestro corazón y hacernos más humanos. Son muchos los motivos por los que tener mascota nos hace mejores, y aquí queremos hacerte una selección de ellos para que comprendas que incluir una mascota en tu vida es un acierto.

Crean obligaciones

Puede que no parezca un buen motivo para ser mejor persona, pero cuando tenemos un animal de compañía, tenemos ciertas obligaciones que cumplir, algo que consigue que la persona se organice mejor, o sea consciente de que debe de realizar estas tareas para el bienestar del animal y del suyo propio. Es muy bueno para niños que necesitan aprender normas y tener sus primeras obligaciones.

Ayuda a los niños

Los perros van a ayudar a los pequeños en todos los sentidos, ya que existen estudios que así lo indican: los niños que tienen mascotas en casa, cuentan con un sistema inmune mucho más fuerte que aquellos que no han vivido nunca con un animal. También va a mejorar su capacidad de sociabilizar o sus emociones.

Soledad

Las mascotas son muy conocidas por ser animales de compañía, estando con nosotros en todo momento, pero cabe destacar que hay investigaciones en las que se ha descubierto, como nos revela un estudio llevado a cabo por el portal mascota10.com, que ancianos que tienen un animal en casa, ya sea un perro, un gato u otra mascota, se sienten mucho más felices, y suelen presentar menos enfermedades, ni envejecimiento de su sistema cognitivo.

Previenen enfermedades

Una de las cualidades que tienen los perros frente otras mascotas es que ayudan a prevenir enfermedades. Estos animales, a diferencia de gatos o conejos, necesitan salir a pasear, por lo que para ciertas personas supone un tiempo caminando que les ayudará a no tener una vida sedentaria. Por otro lado, se ha descubierto que aquellos que tienen mascotas tienen una probabilidad menor de sufrir enfermedades coronarias.

Diversión

Las mascotas son hacen reír, nos hacen pasar un buen rato y nos alegran. Ya sea porque los disfracemos poniéndole ropa de humanos, o porque para llamar nuestra atención hacen cualquier cosa, o porque se tropiezan con algo y se caen, las mascotas son grandes terapeutas y nos despejan la mente y nos hacen sentirnos mucho más sanos psicológicamente hablando.

Seguridad

Muchas personas tienen perros en sus casas porque se sienten más seguros, evitando de esta manera que alguien pueda entrar en la vivienda, avisándonos antes con sus ladridos. Esto nos ayuda incluso a conciliar el sueño, ya que sabemos que, si algo ocurre, nuestra mascota estará ahí para defendernos y decirnos que hay un peligro en el exterior.

También te puede interesar este artículo: Su mascota le tiene pavor a la pólvora

Son amigos fieles

Las mascotas estarán ahí para nosotros en lo bueno como en lo malo. A diferencia de muchos humanos, que solo están cuando todo va sobre ruedas, las mascotas te escucharán y te darán cariño en cualquier momento, tanto si eres feliz, como si te sientes mal y necesitas un abrazo o alguien que te entienda.

Nos hacen más generosos

Aquellos que tienen mascotas lo comprenderán, y es que todo es poco para estos animales que están ahí con nosotros. Si podemos le compramos juguetes, comida de calidad, jaulas grandes para que puedan tener espacio y muchas cosas más. Los animales nos hacen entregarnos hacia algo y sacan nuestro lado más bueno y generoso.

Nos hacen más sociables

Sentir empatía por nuestra mascota nos hace también sentir por aquellas personas que se encuentran a nuestro alrededor.

Por otro lado, también nos ayuda a entablar conversaciones con las personas, haciendo que podamos hacer más amigos con el simple hecho de pasear a nuestro perro por la calle.

Nadie es para siempre

Aunque pueda ser un motivo difícil de explicar, cuando tenemos una mascota, sentimos que tenemos que aprovechar el tiempo al máximo que estamos con ella, ya que no va a estar con nosotros toda la vida. Esto nos hace pensar que ningún humano tampoco lo está, y nos hacen vivir las experiencias que nos brinda la vida al máximo, al igual que la compañía de amigos y familiares.

 

 

 

A: A